Pasar al contenido principal
03 Febrero 2021

¿Qué es el Arte Rupestre?

El arte rupestre es el conjunto de manifestaciones artísticas realizada sobre roca mediante dibujo, pintura o grabado. Puede aparecer sobre paredes de abrigos, cuevas, covachas e incluso sobre peñones aislados.  El término “rupestre” procede del latín rupes (roca).

¿Qué protección legal tiene el arte rupestre?

El arte rupestre tiene la protección legal más alta de acuerdo con la ley de patrimonio histórico español. Todas las cuevas, abrigos y lugares con manifestaciones de arte rupestre son Bien de Interés Cultural.

¿Cómo se estudia el arte rupestre?

Tradicionalmente, la investigación ha diferenciado las manifestaciones rupestres según su cronología y sus características, aunque los nuevos métodos de datación y de estudio están aportando nuevos enfoques.

Arte Paleolítico Conocido también como “arte franco-cantábrico”, es el estilo más antiguo y constituyen las primeras manifestaciones artísticas realizadas por los seres humanos en el Paleolítico superior, hace unos 40.000 años. Este estilo se caracteriza por utilizar distintas técnicas, dibujo, pintura y grabado, que a veces se combinan en una misma figura. Los colores empleados son el rojo, el negro y el blanco y, aunque no suelen utilizarse más de dos colores juntos, se aprovechan la coloración y las protuberancias de la roca para dar sensación de policromía y volumen. Los pigmentos se obtenían a partir de carbón de madera y colorantes vegetales o minerales triturados. El grabado se realizaba mediante instrumentos de piedra aguzados. Los temas representados son mayoritariamente animales (caballos, bisontes, toros, mamuts, rinocerontes, ciervos, renos, cabras…) y en menor medida seres humanos (manos, vulvas…) y signos. Las figuras aparecen aisladas y estáticas, sin formar escenas; los animales se representan de forma realista y con muchos detalles, aunque no siempre se respetan las proporciones, ya que los artistas jugaban con el tamaño a su voluntad. El Arte Paleolítico se extiende por el continente europeo, localizándose casi siempre en el interior de cuevas. En España se conocen numerosos yacimientos por toda la fachada norte, el litoral este y sur y la Meseta Central. En Castilla La Mancha destaca la Cueva de los Casares, en Guadalajara.

         *Arte Paleolítico. Grabados. Cueva de Los Casares (Guadalajara)

Arte Postpaleolítico. Estilo Levantino.

Está compuesto fundamentalmente por pinturas, siendo muy escasos los grabados. Las pinturas se emplazan al aire libre, en abrigos, paredes o covachas de escasa profundidad y situadas en zonas medias de montaña. Una de las características principales de este estilo es la representación de escenas, en las que los seres humanos son los protagonistas, por lo que ofrece información muy valiosa sobre el contexto social y cultural de los grupos humanos que las realizaron. La figura humana se representa estilizada y poco realista, pero con gran dinamismo; , los colores utilizados son el rojo y el negro, aunque excepcionalmente se documenta también el blanco. El hombre y la mujer aparecen en actitudes y ocupaciones distintas, diferenciándose en la vestimenta y los adornos personales. El hombre es el protagonista indiscutible; normalmente aparece desnudo, portando armas y participando en escenas de caza, lucha y más raramente en otras actividades. La mujer, mucho menos representada, nunca va armada; se muestra vestida con largas y amplias faldas ajustadas a la cintura y con indicación de los pechos. Participa en escenas de la vida cotidiana tales como recolección, agricultura, ganadería, danza… Junto a los seres humanos aparecen también representaciones de animales como toros, caballos, ciervos, cabras montesas..., todos ellos pertenecientes a especies de clima semejante al actual, aportando información muy valiosa sobre el entorno natural del momento. Su área de dispersión geográfica es muy amplia; se extiende de norte a sur de la Península, en una amplia franja situada a lo largo la fachada mediterránea, en lo que ha venido en llamarse “Arco Mediterráneo”, declarado Patrimonio Mundial por la Unesco en 1998. Castilla La Mancha cuenta con numerosas muestras de este estilo en su territorio, situándose los principales conjuntos en las provincias de Guadalajara, Cuenca y Albacete.

                                             *Arte Levantino. Nerpio (Albacete). Mujer danzante.

                         *Arte Levantino. Peña del Escrito (Villar del Humo, Cuenca). Ciervos y toro.

Arte Postpaleolítico. Estilo Esquemático.

El Arte Esquemático es el más moderno, e incluye, no sólo pintura, sino también grabado. Realizado con trazos sencillos que reducen lo representado a líneas básicas, difícilmente pueden relacionarse con una realidad concreta, por lo que no es fácil entenderlo. Los temas más representados son la figura humana, los animales y los motivos geométricos, que se agrupan en torno a una serie de tipos: antropomorfos, zoomorfos, ídolos, ramiformes, pectiformes, soliformes, circulares, barras, puntos... Estas figuras aparecen próximas entre sí, pero sin llegar a formar escenas, que son muy raras. Su área de dispersión comprende prácticamente toda la Península Ibérica, si bien la pintura presenta mayor auge en la mitad meridional, mientras que los grabados son más frecuentes en el área occidental. En Castilla La Mancha hay un gran número de yacimientos, que se concentran mayoritariamente en las provincias de Albacete y Ciudad Real.

                         *Arte Esquemático. Abrigo de Peña Escrita (Fuencaliente, Ciudad Real). 

En esta imagen pueden verse las localizaciones de arte rupestre en Castilla-La Mancha 

Deja un comentario

HTML Restringido

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.