Pasar al contenido principal

Zona comercial

A ambos lados de la calle principal, en la parte más próxima al palacio y a continuación de la puerta monumental, dos grandes edificios se dedicaron a las actividades comerciales y artesanas, en tiendas con sus correspondientes talleres o almacenes. La presencia de una zona comercial en la calle principal próxima al Palacio, refleja un esquema urbanístico que, ampliamente desarrollado en Constantinopla, se encuentra presente en otras ciudades del ámbito mediterráneo. Estos edificios estaban compartimentados por una serie de módulos de planta rectangular. Los módulos seguían un modelo fijo, con dos espacios reducidos que daban directamente a la calle, separados por el pasillo de entrada, y que tenían la función de tiendas, y una gran estancia situada en la parte posterior utilizada como taller o almacén. Los materiales encontrados en estos espacios indican que en ellos hubo talleres de orfebrería y de producción de vid rio, y que también se comercializaron los bienes de consumo que llegaban a Recópolis, procedentes de otras zonas de la Península y del Mediterráneo.